Anuncio
InicioEspañaEl regreso al salvoconducto pasado

El regreso al salvoconducto pasado

– Corte comercial –

Él tieneDesde hace unos días la Corte Suprema ha vuelto al pasado endosando el llamado certificado Covid, o lo que sea, donde decía digo digo ahora dice Diego, aunque se trata de justificar la disparidad de criterios entre la sentencia emitida en agosto sobre el Las medidas que intentaron imponer en Andalucía que recordamos solo se referían a la vida nocturna, no a todo el sector de la hostelería como Galicia las aplicó sin autorización judicial.

El Tribunal Superior afirma, entre otras cosas, que la exigencia de dicho salvoconducto infringe débilmente los derechos fundamentales, requiere además autorización judicial, se aplica a casos graves y tiene carácter temporal. Y trata de justificar su respeto al principio de igualdad diciendo que no discrimina entre vacunados y no vacunados, ya que la PCR o las pruebas de antígenos están “al alcance de todos”. Ahora me parece que estas pruebas son gratuitas en España y, por supuesto, que hasta los ciudadanos más pobres se pueden permitir ese “pequeño gasto” cada 72 horas, mucho dinero. Más que absurdo, es escandaloso. Una clara discriminación entre ricos y desfavorecidos, ricos o pobres. Además, el fallo dice que no se proporcionan datos de salud con el llamado “pasaporte Covid”. Bueno, si es así, no puedes verificar la identidad de las personas. Sería inútil.

Por supuesto, no es de extrañar la clara discrepancia de uno de los Magistrados que, en su voto privado, cree que “la aceptación de los derechos de igualdad (artículo 14 CE) y confidencialidad (artículo 18 CE) es severa, extensa e intensa “. También asegura que “se reserva un trato diferente para las personas que se encuentran en la misma situación”, ya que no se exigen vacunas ni certificados de negatividad. En cuanto al derecho a la intimidad, se afirma que “no existe una norma legal que permita la obligación de exponer tal información de carácter sanitario”, incluso invocando una ley orgánica a favor de la disposición. Una auténtica revuelta legal para un magistrado que defiende los derechos de los ciudadanos y la independencia judicial.
Pero nadie se atrevió a sacudir al gato. Quiero decir, ¿qué norma legal permite a un hotelero o un empleado exigir al ciudadano que muestre un documento sanitario? Nadie. El Tribunal Superior de Justicia de Canarias ya ha dicho: “Los hoteleros no pueden pedir a sus clientes certificados sanitarios, ya que la vacuna no es obligatoria, además de no estar autorizados por la disposición como controladores de salud pública” · Como ya se ha comentado, los hoteleros o sus empleados no constituyen la llamada policía sanitaria, ni son espías o espías. Es claramente inconstitucional exigir cualquier certificado médico para ingresar a la industria hotelera, sin que exista una norma legal que lo permita. Son datos privados de la salud de un cliente, que constituyen su historial médico, confidenciales ¿Dónde está la intimidad, la privacidad, la confidencialidad, el secreto de la anamnesis, la protección de los datos? Incluso la ministra de Turismo, Reyes Maroto, dijo: “Hay que dar garantías legales para que pueda ser utilizado en la entrada de algunos establecimientos y que tenga usos distintos a los que han sido validados”. Boris Johnson también dio marcha atrás en su plan de solicitar el certificado Covid en clubes nocturnos y eventos masivos. Al contrario, me temo que pronto Feijóo tratará de revivir esta medida restrictiva de los derechos constitucionales que dará lugar a múltiples denuncias, juicios y juicios.

Mientras tanto, Sánchez gana dos veces, lo hace sin Estado de Alarma ni Excepción, sin habilitación de ley orgánica, usando a Feijóo como vanguardia con la imposición de la vacuna obligatoria de forma indirecta, frotándose las manos y regocijándose con el peperi del teatro de los sueños Tra Almeida con el Madrid Central, Feijóo con su insignia y la comparación de Génova con Ayuso, hacen campaña contra el sanchismo y el PP dará un precio en toda regla. Por todas estas razones, la sentencia TS es una victoria para lo contrario.

Autor: Manuel Novás Caamaño | Abogado

guest
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios
ARTÍCULOS RELACIONADOS

Aleatorio

Popular

Comentarios Recientes

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com